MOUNTAIN Noticias y Reviews Definición y usos de la tarjeta gráfica

Noticias y Reviews

Definición y usos de la tarjeta gráfica

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Pin on Pinterest0Email this to someone

Tarjetas Gráficas

Es el dispositivo encargado de generar todas las imágenes que aparecen en la pantalla de un ordenador. Las tarjetas gráficas pueden ir implementadas en el sistema de dos maneras diferentes, o bien pichada en la placa base o integrada en la misma.

Actualmente las tarjetas gráficas pueden mover gráficos en 3D muy complejos, reproducir vídeo en altas calidades y tratar imágenes con sofisticados programas de diseño.

Normalmente están fabricadas para soportar una sola pantalla acoplada a ellas, pero en la actualidad es muy común que se usen más monitores en una misma sesión con el ordenador.

Es muy habitual que los usuarios no utilicen su ordenador, ya sea portátil o sobremesa, para jugar ni confeccionar o tratar gráficos demasiado elaborados, por lo que la tarjeta gráfica no necesita ser muy potente. El uso cotidiano nos lleva a usar procesadores de texto, Internet o bien ver películas en el equipo. Es por ello que muchos usuarios tienen un uso básico de su máquina, no necesitan gráficas con muchas funcionalidades ni gran cantidad de memoria.

Las tarjetas gráficas de los ordenadores portátiles vienen integradas mediante un chip en la placa base y lo que hacen es usar la memoria RAM del equipo. Esto implica que el sistema pueda ralentizarse, pero para personas que no usen su tarjeta para acelerar gráficos. El consumo del equipo se reduce a costa de privar al usuario de ciertas funcionalidades.

Por otro lado, las tarjetas gráficas dedicadas aceleran gráficos y son capaces de mostrar una gran cantidad de efectos gráficos y texturas en los objetos. Estas tarjetas son capaces de procesar y reproducir vídeo a altas resoluciones y manejar imágenes del mismo modo.

En contraposición a esto, también existen GPUs integradas en los microprocesadores, que en los últimos tiempos se han puesto de moda por parte de algunas compañías que han empezado a implementarlas en sus soluciones gráficas.

Las tarjetas gráficas pueden conectarse a las distintas pantallas de diversas maneras, y en función de esto aparecen diferentes modelos que incluyen conectores VGA (ya casi en desuso) en los que no se dispone de señal de audio, por lo que hay que conectar un cable aparte a una tarjeta de sonido para obtenerlo.

Otros son los DVI, completamente digitales, con los que se obtiene imagen y sonido desde el mismo conector que va a la tarjeta gráfica. Lo mejor de este sistema es que elimina interferencias y mejora la imagen de forma notoria.

HDMI. Es el tipo de conexión actual, la mayoría de fabricantes incorporan este tipo de cable para dar a las pantallas de alta definición toda la calidad que deben plasmar en pantalla. Este tipo de conexión incorpora de serie la señal de audio.

Display Port. Por el cual se pueden conexionar varios monitores a la vez, e incluso incluir señales estereoscópicas en 3D.

Por último, también existe el tipo de entrada Thunderbolt, por la que se pueden conectar varios dispositivos PCI Express, soportando las mismas prestaciones como las tarjetas pinchadas en placa base.

Para saber más acerca de las tarjetas gráficas profesionales o destinadas a videojuegos, puedes pulsar en este enlace.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *